ISCIII

Inicio de sesión
Selecionar página

Un artículo resume las primeras rondas del estudio Cosmo-Spain sobre conocimientos y percepción social de la pandemia




Investigadoras del Instituto de Salud Carlos III (ISCIII) publican este lunes en la revista Frontiers in Public Health los resultados de las tres primeras rondas del estudio Cosmo-Spain, que coordina el Centro Nacional de Epidemiología (CNE) y que busca conocer los conocimientos y la percepción el riesgo de la población ante la pandemia de COVID-19.

El estudio Cosmo-Spain, impulsado por la Organización Mundial de la Salud (OMS), está basado en una encuesta que, desde el verano pasado, aporta información actualizada que puede ser utilizada como apoyo para diseñar estrategias de salud y campañas de sensibilización basadas en la evidencia. El artículo ahora publicado describe cambios en los conocimientos, actitudes y prácticas preventivas por parte de la población española, la percepción del riesgo y las variables psicológicas en relación con la pandemia de COVID-19 entre julio y noviembre de 2020. 

Los resultados de la publicación señalan que el nivel de conocimiento sobre la COVID-19 fue alto entre julio y noviembre de 2020, con porcentajes superiores al 95% de respuestas correctas relacionadas con cuestiones como las formas de contagio y el uso de medidas preventivas como las mascarillas, que fueron además la medida más aceptada por la gente, seguida del toque de queda nocturno. 

La mayoría de las personas participantes (por encima del 80%) informaron de que usaban las mascarillas de manera constante, ventilaban los espacios interiores y se lavaban y/o desinfectaban las manos frecuentemente. Sin embargo, la percepción del riesgo y de la autoeficacia de las medidas fue baja, según los resultados. La preocupación por perder a un ser querido, la sobrecarga del sistema de salud y la preocupación por las personas que no usan mascarillas fueron altas (por encima del 85%), mientras que el porcentaje de personas encuestadas que se sintieron deprimidas debido a la COVID-19 aumentó entre la primera y la tercera ronda. 

Las firmantes del trabajo son Maria João Forjaz (autora principal) y Carmen Rodríguez-Blázquez, del CNE-ISCIII; María Romay-Barja, del Centro Nacional de Medicina Tropical (CNMT); María Falcón, de la Universidad de Murcia, y Alba Ayala, de la Universidad Carlos III de Madrid. Ayala y Forjaz también pertenecen a la Red de Investigación en Servicios de Salud en Enfermedades Crónicas del ISCIII (Redissec).

Como conclusiones generales, las autoras señalan que la población española tiene "un alto grado de conocimientos, actitudes y prácticas preventivas, pero también un grado bajo de percepción de riesgo y autoeficacia". Las conclusiones señalan que, en todo caso, este hecho no se tradujo en una disminución de la transmisión y los contagios, que continuaron siendo altos durante esos meses.

Referencia del artículoRodríguez-Blázquez C, Romay-Barja M, Falcón M, Ayala A and Forjaz MJ (2021) The COSMO-Spain Survey: Three First Rounds of the WHO Behavioral Insights Tool. Front. Public Health 9:678926doi: 10.3389/fpubh.2021.678926. 

Más información sobre el estudio


Aunque el artículo está basado en las tres primeras rondas del estudio, Cosmo-Spain ya ha dado a conocer resultados de cinco rondas, abarcando el marco temporal entre julio de 2020 y abril de 2021. Cada muestra de la encuesta está conformada por más de 1.000 personas mayores de 18 años. El estudio Cosmo-Spain publica cada dos meses, desde agosto de 2020, los resultados de cada ronda de la encuesta. Los resultados de la primera ronda se publicaron en agosto; los de la segunda ronda, en octubre; los de la tercera, en diciembre; los resultados de la cuarta ronda, el pasado febrero, y los resultados de la quinta, en abril. Toda la información del estudio puede consultarse en este enlace.